Valoraciones de la marcha cicloturista Bilbao-Bilbao 2016

Escribo este post en la mañana del lunes, recuperando del esfuerzo de la Bilbao-Bilbao. Sé que las marchas cicloturistas no son carreras ciclistas. Ni tienen tal ambiente ni tampoco esa estructura o preparativos. Sin embargo, desde que empecé a realizar este tipo de marchas, me gusta descubrir dónde están mis límites. Nada más. Aunque siempre hay alguno que se piensa que sí es una carrera y que tiene los dos carriles para él, aunque vengan coches. Increíblemente estúpidos.

En esta edición he vuelto a salir a las 8:00 de la mañana, con el grupo de menor velocidad media. Ya lo hice en mi primera vez, en 2014. Aunque esta vez sabía que iba a ir más despacio de lo que era capaz, pero sentía curiosidad por ver cómo se va en ‘cabeza de carrera.

Hasta el avituallamiento bastante tranquilidad. Alguna caída (una justo pocos metros por delante de mi) pero, al menos esa, sin consecuencias. Aunque Cruz Roja Bizkaia comunica que se realizaron siete traslados a centros hospitalarios (seis ciclistas y una persona del público) y se efectuaron curas a 25 ciclistas. Estos números deben hacer recordar que una marcha cicloturista no es para hacer ‘el cabra’ porque pueden pasar cosas.

El coche neutro se retiró tras el avituallamiento y vía libre hasta la meta en Bilbao. Rodando prácticamente en solitario prácticamente hasta la rotonda de Erletxes, donde me recogió unas de las locomotoras que existen en las marchas y a la que adelanté en el último repecho justo antes de entrar a Bilbao por Begoña.

Valoraciones generales sobre esta Bilbao-Bilbao

Recorrido: Tal vez la cifra de 115 kilómetros preocupe un poco a los más noveles para las épocas en las que estamos, pero las fáciles cotas que tiene el trazado facilitan completarla. El verde paisaje bien se merece ese plus de distancia.

Organización: Casi inmejorable. El avituallamiento en el ecuador de la prueba da para otros 115 km. Una magdalena, dos barritas, un “Huesitos” y dos plátanos. Y líquidos. Mejor que sobre que no que falte, pero nos encanta comer, visto lo visto. Intachable labor de los voluntarios en todos, o casi todos, los cruces con conos, banderines, señales, etc. De todas las marchas en las que he estado, probablemente esta es la marcha que mejor señaliza y se preocupa.

Ahora bien, dos matices. Conviene ajustar un poco mejor las tablas de los horarios previstos de llegada. En la llegada sólo había Coca-Cola y Agua. Nada sólido (o al menos que yo lo viera…). El ambiente siempre es inmejorable. Una fiesta del cicloturismo de Bizkaia. Recomendable hacerla.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s